17 oct. 2013

Huellas...




Huellas dejas en mi alma,
huellas soporto en mi piel.

Es nuevo todo, tornándose esperanza:
los árboles se mueven al compás de sus hojas pardas.

Una lira me abraza y alcanza,
en nueva dialéctica que avanza.

Este presente es mío y me amansa
dejando sus huellas en esencia...

Se han ido por fin: mi estupidez y pesares,
Siendo ahora feliz y cautiva...

De ese amanecer de nueva vida,
eternizando la noche cálida en furia delicada,
de uno a otro confín...

1 comentario:

andré de ártabro dijo...

Me han gustado mucho no solo tus reflexione si no también los versos con que las expresas.
Besos.