31 dic. 2011

Año Viejo y Año Nuevo...


Érase que se era una niña llamada Blanca Flor. Tenía el pelo ensortijado, la boca menuda y graciosa, sus ojos color ámbar. Blanca Flor era una niña corriente pero con tal hechizo y simpatía, que le hacía parecer una criatura de indefinible belleza.
Blanca Flor vivía con su tía Lucinda y su hija Gervasia, ambas le hacían la vida imposible y a la edad de ocho años ejercía todas las labores de la casa. El día 31 de Diciembre estaba ensimismada leyendo un libro y por ello su tía la echo de la casa. No se puso triste, sino contenta así iría a casa de la Señorita Primavera, sabía que le gustaban las flores y que la quería mucho, pero no se atrevió porque no encontraba flores.

Nevaba mucho, tenía frío, ni un abrigo llevaba, pero tenía el calorcito de su cuerpecito.

Se encontró un señor muy mayor cargado con un haz de leña todo encorvado y Blanca Flor enseguida le dijo si le permitía su ayuda, el hombre viejecito se alegro ya no podía con su carga.

En su caminar llegaron a una choza, pero el anciano al tocarla se convirtió en un palacio, éste estaba cubierto de esmeraldas, torres de marfil, columnas de oro. De repente apareció un muchacho resplandeciente de hermosura y juventud, todo él irradiaba ventura.

El viejo dijo dios te salve Año Nuevo y a ti te bendiga dios Año Viejo.
El Año Nuevo le pregunto al Año Viejo quién era la niña tan linda y se lo explicó todo, porque en el camino fueron charlando, al Año Nuevo le dio pena y alegría a la vez, y le ofrecio a Blanca Flor todas las flores que quisiese.

Así se puso en camino a casa de la Señorita Primavera y en su regazo llevaba rosas muy bellas. Cuando llegó la Señorita Primavera se puso loca de contenta, porque la quería mucho y desde ese instante la adoptó como su hija, ambas lloraban de júbilo y sonreían a la vez, nunca más estarían solas... Serían madre e hija...

Colorín colorado este cuento se ha acabado.



¡¡FELIZ NAVIDAD!!


28 dic. 2011

Acordes de guitarra...


Suenan acordes de guitarra,
Porque Amarte es bello.

Nos hacen bailar al ritmo de nuestro Amor,
Mientras dure éste en el tiempo.

Estamos vivos en cada instante,
Sin pretender nada más,
Sólo el Amor baila para nosotros.

Te quiero para Amarte,
Quiero tus abrazos y besos,
Si tú así lo quieres,
Sin exigencia alguna.

Voy a esperarte a la vera del camino,
Y espero tranquila que tú acudas a mí.

Si me lo concedes quiero todo de ti,
Sin prisas con mesura, y
Nos hará tan feliz, si lo queremos para ti y para mí...

16 dic. 2011

Año Viejo y Año Nuevo...


Érase que se era una niña llamada Blanca Flor. Tenía el pelo ensortijado, la boca menuda y graciosa, sus ojos color ámbar. Blanca Flor era una niña corriente pero con tal hechizo y simpatía, que le hacía parecer una criatura de indefinible belleza.
Blanca Flor vivía con su tía Lucinda y su hija Gervasia, ambas le hacían la vida imposible y a la edad de ocho años ejercía todas las labores de la casa. El día 31 de Diciembre estaba ensimismada leyendo un libro y por ello su tía la echo de la casa. No se puso triste, sino contenta así iría a casa de la Señorita Primavera, sabía que le gustaban las flores y que la quería mucho, pero no se atrevió porque no encontraba flores.

Nevaba mucho, tenía frío, ni un abrigo llevaba, pero tenía el calorcito de su cuerpecito.

Se encontró un señor muy mayor cargado con un haz de leña todo encorvado y Blanca Flor enseguida le dijo si le permitía su ayuda, el hombre viejecito se alegro ya no podía con su carga.

En su caminar llegaron a una choza, pero el anciano al tocarla se convirtió en un palacio, éste estaba cubierto de esmeraldas, torres de marfil, columnas de oro. De repente apareció un muchacho resplandeciente de hermosura y juventud, todo él irradiaba ventura.

El viejo dijo dios te salve Año Nuevo y a ti te bendiga dios Año Viejo.
El Año Nuevo le pregunto al Año Viejo quién era la niña tan linda y se lo explicó todo, porque en el camino fueron charlando, al Año Nuevo le dio pena y alegría a la vez, y le ofrecio a Blanca Flor todas las flores que quisiese.

Así se puso en camino a casa de la Señorita Primavera y en su regazo llevaba rosas muy bellas. Cuando llegó la Señorita Primavera se puso loca de contenta, porque la quería mucho y desde ese instante la adoptó como su hija, ambas lloraban de júbilo y sonreían a la vez, nunca más estarían solas... Serían madre e hija...

Colorín colorado este cuento se ha acabado.



¡¡FELIZ NAVIDAD!!


14 dic. 2011

Mi isla recordada y algo más...

Mi Isla... Recordada...

Vivía en una isla

Exótica por naturaleza

Tierra fértil, húmeda, luminosa

Rodeada por la mar

Envuelta en flores y palmeras.


Las flores brotaban

Iluminando la noche

Ardiendo en mitad

De la mañana.

Viviendo en armonía

Naturaleza, indigenas y nosotros

Ahora a algunos...

Nos echáis de menos.


Pobre isla mía...

Estás en manos

De un desalmado

Que os va matando

Mientras él vive

En la riqueza

¡Mi pena es inmensa!...


Sólo tengo llanto

Dentro de mi alma

Para con vosotros

Desde la lejanía...

Os tengo muy arraigados

Nunca os podré olvidar

Formáis parte de mi vida.


Isla bella...

Gentes hermosas y buenas

Quizás un día

Todo se resuelva

Y podáis vivir

Como todo ser humano

Que no hace daño

"En Libertad..."


Es preciso que el árbol sobreviva

Vosotros lo conformáis

Ojalá un día regrese el jardinero

A habitar en vuestra Isla

Y... la mía.

(Os quiero)

(Entrada que hice hace tiempo...)


Esta es la tierra, que un día me vio nacer, la quiero y sobre todo a sus gentes, que son unas personas de lo más buenas, y hospitalarias del continente africano.

Mi pequeño poema, y mi escrito es, un HOMENAJE, a todas esas buenas personas, que están sufriendo... como sufrieron otros con el holocausto, y en la actualidad se siguen por desgracia dando hechos similares o peores en muchos países. No miremos para otra parte, nos tenemos que enterar todos y decir:

"¡¡BASTA YA!! PARA NO TENER QUE DECIR: CON TODAS LAS FOTOGRAFÍAS, DOCUMENTACIÓN QUE EXISTE, QUE NO NOS TENEMOS QUE OLVIDAR DEL HOLOCAUSTO SUFRIDO POR LOS JUDÍOS, PERO DÓNDE VIVIMOS. QUE HACEMOS OÍDOS SORDOS A TODO AQUELLO QUE ESTÁ OCURRIENDO, EN ESTE MISMO INSTANTE.

ESTOY MÁS QUE HARTA DE TANTA HIPOCRESÍA Y TANTA FALACIA, POR ELLO NO SOPORTO A VECES LAS PELÍCULAS, Y ESCRITOS SOBRE EL HOLOCAUSTO, PERO SI ÉSTE ESTÁ AQUÍ A UN PASO DE NOSOTROS".

Y DIGO:

-HAY QUE OBRAR Y DEJARNOS DE REGODEARNOS EN EL PASADO-

PERDONAR LO PASADO... Y PONER SOLUCIÓN A NUESTRO PRESENTE MÁS INMEDIATO.







gertrudis48

Cuántas veces he llorado, por todo lo que pasa en nuestro maldito mundo, y sueño con un lugar en el cual haya justicia, no hambruna, guerras, y que todos tengamos las mismas obligaciones que derechos.

No, no, no, no nos queremos, no puede existir un Dios, con él cual engañan las distintas religiones, la religión principal debería ser... ¡Haz el Amor, no hagas la guerra! Reparte con aquel que no tiene. No seas hipócrita, envidioso, y a los altos dignatarios, un buen castigo, me refiero a todos aquellos poderosos que permiten, la desigualdad en el mundo... por intereses creados, la dichosa economía de mercado, prefieren el oro negro, léase petróleo, café, cacao, madera, etc... y la venta de armamento, ellos mismos la potencian, sin ir más lejos... España vende armamento a Israel, una de sus fábricas está en "Aranjuez" paradojas de la vida... La canción tan archi conocida y hermosa "Aranjuez Mon Amour" (Israel es la prolongación del poder de los Estados Unidos).

No sé como va a actuar su nuevo Presidente de color, (espero a ver)

Estoy muy harta... que se siga hablando del holocausto de los judíos, eso ya es pasado, pero si en la actualidad, con el beneplácito de todos los poderes de los distintos paises... se sigue dando el mismo, en muchos rincones de la tierra, sin ir más lejos, en el país donde nací, República de la Guinea Ecuatorial, gobernada, mejor dicho desgobernada por un monstruo, Teodoro Obiang Nguema, que en el mundo... Él es... el octavo más rico, por el petróleo que genera una de las islas que conforman dicho país, Bioko, antes colonia y provincia española, hace cuarenta años, y nuestro gobierno, recibió a dicho fantoche en el año 2.006, con la esperanza de implicarse y meter mano en el dichoso "oro negro", incluso, es que ni me lo puedo creer, tuvo una audiencia, con nuestro Rey Juan Carlos, al cual siempre he admirado, por su labor desde el 23 de Febrero del año creo 1.981, fue recibido así mismo, por Zapatero y Rajoy, es que no se salva ni el apuntador.

En dicho país se está muriendo la población de hambre, y por si esto fuese poco, son torturados, encarcelados, se les arrancan de cuajo miembros, a las mujeres se les clavan tenedores en la vagina, son violadas impunemente, y así desde hace cuarenta años, mermando su población. Es un dolor tal el que padecen, que a veces no puedo conciliar el sueño, amigos de mis padres han muerto de esta manera cruenta, y siguen muriendo sus hijos y nietos, no puedo soportarlo, tengo que decirlo, porque me atañe desde lo más profundo, y en otros países igual.

Qué mundo tan injusto, unos tiran y otros se mueren de hambre, sed, enfermedades, y guerras que incluso son provocadas por nuestra civilización, es esa la civilización?? O bien es una involución?? De verdad, no sé como los altos dignatarios de los distintos países... pueden dormir a pierna suelta, cuando yo no puedo y me desespero.

fly, sin dudarlo ni por un segundo, (Este escrito fue un comentario hecho en el blog de fly, él cual tengo que decir, tiene poquitos escritos, pero extraordinarios, y escritos con mucha ternura), me voy contigo a ese lugar, porque todo lo que acabo de expresar, no lo puedo soportar, y lo peor, me siento impotente porque nada puedo hacer.

Gracias por tu escrito que es una maravilla.

Un abrazo desde mi sentir más doloroso, por todos esos seres humanos, que sufren casi antes de haber nacido, sin saber que les va a deparar la vida, que por sí debiera ser hermosa.

12 dic. 2011

No hay mal que por bien no venga...

No hay mal que por bien no venga...


El refranero suele ser muy certero, pero sin embargo, nunca pude aceptar este refrán: "No hay mal que por bien no venga..." Explicaré porque pienso así, además lo hablaba con un amigo, más que hablarlo nos lo escribíamos y, me preguntó al respecto. ¿Qué piensas me dijo? Entre unas cosas y, otras, lo mezclamos con la inclinación que siempre tuve, no pudiendo ser, por la docencia, de hecho a la edad de 49 años estudie primero de magisterio, él es licenciado en Filosofía y Letras. De ahí que nos sintieramos tan cómodos hablando sobre cómo se imparte hoy en día la educación.

Primero empezaré diciendo con un ejemplo, porque para mí no es válido dicho refrán y lo haré a través de un hecho real.

Quería hacer una reflexión sobre el refrán que dice: "No hay mal que por bien no venga"; hace unos días lo empleaba yo con la hija de mi vecina, puesto que tiene tan solamente dieciocho años, es madre soltera por un desliz que tuvo, el padre de la criatura no ha querido saber nada, la muchachina lo está pasando muy mal, pero al mismo tiempo ha logrado ser muy responsable antes era, lo digo sin tono peyorativo, ligera de cascos, ahora al tener a su hijo, ha tenido la valentía de tenerlo... se ha vuelto muy responsable, buena madre, ha retomado sus estudios. Por eso le dije lo del refrán. Pero en mi interior sabía que era una manera de contentarla, puesto que en lo más profundo de mí... nunca he estado de acuerdo con ese refrán... ya que suena como a consuelo de bobos y no lo digo en mal tono.

Siempre he sido una persona muy luchadora y he hecho todo lo posible para conseguir aquello que he querido. Unas veces lo he conseguido, otras la vida no me ha dejado y ha dado al traste con mis propósitos, pero es algo con lo que siempre debemos de contar, la realidad a veces de una manera cruel se impone... si hemos luchado en lugar de permanecer impasibles, eso es lo que realmente cuenta, no somos dioses y no todo lo podemos conseguir. A veces priman más otras cosas, hemos de dejar a un lado nuestras ambiciones, por ello no tengo, porque estar resentida, me duele no haber podido alcanzar aquello que he ansiado de una u otra manera. Las circunstancias a veces, no nos dejan llevar a cabo aquello que desearíamos... No tengo a lo mejor aquello que tanto anhelaba, pero quizás obtuve otras compensaciones. Esto ya pertenece a mi intimidad...

Me hubiese gustado dedicarme a la enseñanza, no pudo ser... me tuve que poner a trabajar a los diecinueve años. Siempre me gustó la docencia, puesto que desde muy niña me gustaba explicar a mis compañeras, tenía mucha paciencia, luego lo pude practicar con mis hijos, es más, desde los once años hasta los trece que estuve de forma continúa en Santa Isabel, iba a una academia privada donde iban niños, desde párvulos hasta los once años, yo era la mayor, la profesora siempre estaba enferma.. por lo que yo daba clases a treinta niños, lo sabían todos los padres, la última en enterarse fue mi madre, lo contenta que yo estaba a final de curso ya que todos los niños tenían que ir a un lugar oficial para hacer los exámenes y aprobaron todos, inclusive mi hermana que era muy mala estudiando... pero yo suspendí, porque la profesora no pudo enseñarme por su enfermedad. Mi vocación estaba en la enseñanza, eso me apena, pero así es la vida... Intenté convencer a mis padres pero no pudo ser, me costó lágrimas. Y todavía lo llevo grabado. Creo que hubiese sido una buena maestra, además me gustan mucho los niños. Por eso, cuando estuve interna seis años siempre explicaba, a las de mi curso y a otros cursos, es algo que me encanta hacer y cuando conseguía ser entendida, ver que gracias a mí... mis alumnas (de alguna manera eran mías) aprobaban que feliz me sentía. En los veranos de algunos cursos, más bien los últimos, las religiosas me llamaban para dar clases en aldeas muy alejadas, es decir aldeas de alguna manera un tanto remotas... allá en La Coruña. - Aquí le escribía a mi amigo - "Por eso cuando supe que tú eras licenciado en Filosofía y Letras no entendía como no habías seguido por ahí... pero luego me explicaste del reparo que te daba enseñar en los colegios".

Aquí os dejo su sentir sobre la educación de hoy en día:

"Puedes estar muy tranquila, tus reflexiones sobre el refrán fueron lúcidas y acertadas. Tú misma lo puedes comprobar en este reenvío". Comparto todo lo que dices sobre la enseñanza. Hubo un tiempo en que fue mi gran vocación y mi objetivo en la vida. Empecé a dar clases particulares muy prontito, desde los catorce años y me encantaba hacerlo. Supe ya entonces que era eso lo que me gustaba. Y la verdad es que he estado dando clases hasta hace relativamente poco. Eso sí, en alguna academia y sobre todo a nivel particular. Porque, Maite, lo que realmente me llenaba eran las clases particulares. Era como retomar la antigua enseñanza clásica, aquella que se establecía entre maestros y discípulos. Aquella en que se compartía mucho más que el contenido de un saber, se compartían sentimientos, actitudes, inclinaciones, anhelos, ilusiones, esperanzas, inconvenientes, y tantas y tantas cosas que llenaban tanto el espíritu del conductor como de los conducidos. Lamentablemente, eso no es así en la actualidad. No existe esa comunicación profesor-alumnos en las aulas. Se trata de adquirir notas, títulos, etc. No es el tipo de enseñanza que a mí particularmente me interesaría. Por otro lado, resulta evidende la pretensión de los actuales y diferentes gobiernos de encauzar la enseñanza hacia la tecnología, hacia la tan manida competitividad, a crear personas que no piensen demasiado en otras cosas que no sea lo material y que discutan lo menos posible sus reglas impuestas a golpe de legislación. No, Maite, no me gusta demasiado la enseñanza de hoy. Claro que hay excepciones. Como en casi todo. Pero que no pretendan venderme que hoy la enseñanza ha mejorado sustancialmente tan sólo porque se ha suprimido el rigor muchas veces exagerado de los profesores. Muchas fichas, mucha enseñanza curricular, mucho cuadro psicotécnico, evaluaciones, diagnósticos... pero de formación ética y espiritual... qué poquito...".

Aquí os dejo el sentir de ambos al respecto. Es nuestra opinión, podemos estar equivocados, pero no por ello dejo de expresarlo.


Os dejo una canción de Joan Manuel Serrat "Esos locos bajitos..." Para mi la canción de este cantautor encierra mucha verdad...



Serrat - Esos locos bajitos
marchesesilvana

Motivos...


Motivos…

La sonrisa es motivo para escribirte.
El silencio es poesía para mi anhelo,
Así día a día estoy en ti sin tú saberlo.

Cada noche es nuestro sueño,
Refugio de nuestra algarabía,
Porque nos sabemos.

Te doy mi Alma recógela,
Es tuya y, de nadie más,
Llénala de cánticos, caricias.

Que nunca sea añoranza,
Si, una realidad,
Llena de alegría y felicidad.

9 dic. 2011

Honestidad...



Honestidad...
Como algunas veces... doy un enunciado, un concepto, un vocablo, una idea, un pensamiento. Y desde ahí... siempre partiendo desde mi punto de vista que no tiene porque ser el acertado. Reflexiono, pienso, interiorizo, discurro y dejo que las letras se vayan juntando unas con otras para decir un algo. Éste puede no estar en la línea correcta... ya que es mi percepción y no tiene porque ser aceptado por los demás, porque como he venido diciendo con anterioridad; ni adoctrino, ni siento cátedra. Simplemente... es como veo que van pasando por mi lado las cosas, en definitiva nuestro devenir en la vida... desde ese mi mundo un tanto sui géneris...

Hoy al hablar de honestidad no me estoy refiriendo a la honestidad y honradez que son palabras que utilizamos, no siempre con pleno conocimiento de lo que verdaderamente significan. Ser honrado para mí... no tiene nada que ver con la moralidad o con ser bueno o como queramos llamarlo, también tiene poco que ver... por poner un ejemplo: que me pillen robando en una tienda. No, no, no, no me refiero a eso.

La honradez... para mí es un acto de amor hacia nosotros mismos. El principal valor de esa honestidad está... en que cualquier cosa que demos en la vida la recibiremos de vuelta. Es decir; La Ley de causa y efecto... siempre opera a todos los niveles. Si menospreciamos o juzgamos, a otras personas, también nosotros seremos juzgados. Si siempre estamos enfadados, entonces encontraremos enfado dondequiera que vayamos. Por eso juega un papel tan importante el amor. Éste bien empleado puede abrirnos muchas puertas y creo que debemos empezar a amarnos a nosotros mismos, no, no, no es egolatría... es una realidad. Porque el amor que nos tenemos a nosotros mismos nos mantiene en armonía, paz, sosiego, con el amor en el devenir...

Muchas veces asumir la responsabilidad de mis propias experiencias no es un pensamiento que estoy dispuesta a aceptar siempre, tal vez, sólo algunas veces. Es mucho más fácil echar la culpa a algo que está fuera de mí, pero comprendo que no puede haber crecimiento espíritual mientras no reconozca que fuera de mí hay poca cosa de valor, que todo viene de dentro y hay que hacer un esfuerzo para mirar desde dentro hacia dentro. Si recuerdo una ocasión en que cogí algo y luego pienso en lo que acabo de perder, la relación entre las dos experiencias puede servir para abrirme los ojos. Las pérdidas casi siempre nos dañan en un aspecto importante de nuestra vida. Por poner un ejemplo: Si robamos algo en nuestro trabajo podríamos perder nuestro puesto en el mismo o bien si robamos en hoteles, restaurantes, grandes almacenes, etcétera, justificándose con el hecho de que estas empresas pueden permitirse el lujo de ser robadas. Este tipo de justificación no funciona; la ley de causa y efecto continúa operando para cada uno de nosotros. Por lo tanto me lo aplico a mí misma. Si robo algo, pierdo algo. Si doy, recibo. No puede ser de otra forma. Así lo veo desde este mi mundo y mi reflexión...

Si en mi vida hay muchas pérdidas o muchas cosas que van mal, podría examinar de qué forma he robado. Algunas personas que jamás soñarían siquiera con robar cosas, se sienten con todo el derecho del mundo de robar tiempo o autoestima a otras... Cada vez que hacemos sentir culpable a alguien le estamos robando su sentido de valía personal. Por ello he llegado a la conclusión partiendo de alguna manera de unas premisas... que para ser verdaderamente honrados en todos los aspectos, necesitamos examinarnos profundamente con el fin de llegar a conocernos a nosotros mismos, y así se evitarían muchos roces, mal entendidos, amén de un sin fin de cosas... que no son todo lo agradables, que uno quisiera en ese devenir de nuestra vida. Por lo tanto puedo aprender a crear mi conciencia. Sí, la deshonestidad desarmoniza mi vida, sin embargo la honestidad por el contrario puede enriquecerla desde dentro hacia dentro para poder luego ofrecérsela a los demás...


"Desde aquí pido perdón a una persona que no obré bien con ella, espero ser perdonada, escribí sobre lo anterior y, fui muy injusta con ella."






initomas

Mi interior...



QUIERO SER FUERTE, COMO ESTE HERMOSO ÁRBOL, QUE SE LE VE POTENTE, AFRONTANDO LOS AVATARES, QUE TENGO ANTE MÍ NUEVAMENTE...


Mi interior...

En estos días, me han dañado, de varias maneras, por lo inocente, ingenua, confiada que soy, sin embargo aún así; siento verdaderamente, que formo una unidad con toda la vida. Estoy en armonía hoy conmigo misma (siempre he luchado y lucharé por ello, es lo mejor), con las estaciones, con el tiempo que hace, con el campo y la vegetación... con todos y cada uno de los seres, que moran en la tierra, la mar y vuelan por los aires. No puedo ser de otra manera. Todos usamos el mismo aire, la misma tierra, la misma agua. En definitiva somos, aunque no lo queramos totalmente interdependientes.

Cuando trabajo en mi alma, intento enriquecer amorosamente, la tierra de cultivo, sembrando, cosechando y así siento esa unidad. Puedo tomar un pequeño sector de tierra dura e improductiva, muchas veces, lleno de malas hierbas, y transformando poco a poco en rica marga, que va a sustentar la vida en todas sus muchas formas. Es como tomar un sector de mi alma lleno de pensamientos, hábitos destructivos y alimentarlo para que pueda crear, sustentar experiencias sanas... enriquecedoras. Creo que obrando así... es la única forma de no hacerme daño a mí misma. Puedo intentar crear algo sano, y así vivir tranquila, dichosa, a gusto conmigo, y en definitiva llegar a esa armonía tan ansiada para mí, seguir viviendo el día a día... que me ha tocado vivir de la mejor manera posible.

En este momento, elijo eliminar mi enojo, enfado de mi mente y de mi vida. Ahora vuelo con mis propias alas, me apoyo y pienso por mí misma. Me doy lo que necesito. Estoy a salvo cuando crezco. Huyendo de aquellos que dañan.

Espero seguir así siempre como me siento hoy. Sé de antemano que me va a costar. Y... esperar sosegadamente, que mi futuro poquito a poquito, sea luminoso y hermoso. No sufriendo, por nada ni nadie, que se lo merezca realmente... Uno llega a un punto, que se da cuenta, que tiene que conducirse de otra manera ante la vida, para ser dañada, lo menos posible.


6 dic. 2011

Pena en el alma y Renacimiento...

Pena en el Alma... y Renacimiento...

A veces... cuando peor estamos es cuando nos damos cuenta realmente de la verdad que hay dentro de nosotros mismos. Incluso nos podemos llegar a asustar de nosotros, porque vemos que no se cumplen las expectativas, que teníamos puestas en nuestra vida. Por poner un ejemplo... cuando hemos perdido cosas materiales por cualquier circunstancia y ya no tenemos el poder adquisitivo de antes, ello en lugar de hundirnos debiera hacernos reflexionar, y ver la Vida desde otra perspectiva. Al darnos cuenta de ésto, incluso podemos sentir vergüenza de nosotros mismos, y no, no, no, simplemente que tenemos que pasar de un estado a otro, y cuando comprendamos que eso se alcanza poquito a poquito, nos conformaremos, y no nos sentiremos ya tan mal. O bien cuando hemos tenido cualquier perdida de cualquier otra índole.

Todo ello puede producir un trastorno dentro de nosotros, pero hemos de tener la suficiente Valentía de afrontarlo y sino somos capaces por nosotros mismos... hemos de saber pedir ayuda de cualquier tipo. Aquí juegan un papel muy importante los expertos médicos, y así mismo aquellas personas que consideramos Amigos de verdad. Claro que lo principal es ponernos en manos de expertos que nos puedan ayudar, pero también es cierto que no hay como la Amistad desinteresada, que todo lo da sin pedir nada a cambio. Los Amigos no solamente están en los buenos momentos sino también en los malos, no debemos huir en esos momentos de todo, y encerrarnos en nosotros mismos, puedo hablar así porque he pasado por ello una y mil veces... pudiendo decir con toda honestidad, que he salido no solamente a flote sino que he salido completamente Renacida, y eso que en aquellos momentos no contaba con las amistades de hoy en día, precisamente, porque me había encerrado en mí misma... y porque la Vida hizo que las buenas amistades que en estos casos pueden contarse con los dedos de una mano y no llegan... estaban a mucha distancia de mí y por problemas económicos no me podían ayudar escuchándome de tú a tú...

Para aceptar todo ello... hemos de instalarnos en el umbral de la humildad, y desechar todo aquello que tenga que ver con nuestro orgullo. Si se necesita una mano Amiga pero Amiga de Verdad pídela, en lugar de encerrarnos en nosotros. Eso no conduce nada más que a la pena del Alma...
La verdad que todo ello es una constante en mi Vida... pero día que pasa me voy haciendo más fuerte, y eso que me considero... dada mi sensibilidad extrema una persona muy vulnerable y frágil... Por lo tanto procuro deshacerme de aquellas personas, que sin comerlo ni beberlo, me han herido en lo más profundo de mi Sentir, se necesita amarnos mucho a nosotros mismos para darnos cuenta que es el mejor proceder para con nuestra persona...


micro51

5 dic. 2011

Silencios y alegrías...


Contigo tengo silencios y perdones,
Te quiero porque no me abandonas.

Siempre estás a mi vera
No pides nada sólo mi sonrisa,

La alegría y las ganas de vivir,
Y con ello soy inmensamente feliz.

Eres mi alegría,
Te Amo porque eres mi dicha.

Sin decir nada haces que merezca tu Amor,
Aunque a veces tenga mi mal humor.

Ahí estás siempre.
Para que sea alegre.

Dejando, la pena apartada y ,
Viva en armonía contigo, conmigo,
Y nuestro mutuo Amor.

Haces que todo resulte sencillo,
Sin ambages y perdón.

2 dic. 2011

Amigo!


Amigo.

Me desperté y, no estabas,
Pero confiaba en ti,

Así es la Amistad confiar,
Siempre confiar.

No me preocupé
Sabía que tú volverías.

Dónde estabas?
Comprándome un ramo de flores, un ramo de flores,
Un ramo de flores para mí.

No esperaba nada y,
Me sorprendí.

Fue tal la alegría,
Qué te estreché en mis abrazos!

Tu amor comenzó en ese silencio
Ese silencio compartido entre los dos.