2 nov. 2013

Hados...




Me siento deshabitada en este campo tan lleno,
cubierto de toda hojarasca,
que me quiebra el sentimiento.
¿Por qué me ocurre a mí esto?
La pena a veces es inmensa,
sin saber siquiera de donde viene.
Es un estadio que me circunda,
y no puedo ni quiero socavar qué pasa.
Me dejare llevar por la laguna en ese paraje,
a ver si llegan mis hados,
y así hallaré consuelo...

2 comentarios:

Chela dijo...

No te sientas desahabitada ni te dejes llevar por la laguna, abandona sus orillas y busca la luz en las montañas.

Un cariñoso saludo.

Kasioles dijo...

Mi niña, a veces la tristeza se apodera de nuestra alma y no hay forma de darle salida.
Seguro que esos hados te ayudan y pronto sonreirás a la vida.
Es la primera vez que entro en tu blog, soy Kasioles, una amiga de André de Artabro, su blog es Nereidas.
Venía a comunicarte que hoy, día 3, es su cumpleaños,si tienes un ratito, felicítalo, se va a alegrar.
Cariños en el corazón.
Kasioles