17 nov. 2012

Rosa...



Rosa de angelical cultura
Eres de gran sentimiento
Te llevo en mi pensamiento,
Porque eres toda hermosura.

Te llevo en mí sin atadura,
Porque eres hilo sabio en sarmiento,
Aunque haya vendavales los vences con estremecimiento,
Porque llevas en ti una potente arquitectura.

No eres para nada presumida
El morir desdeñas
Y nunca seras encogida.

Lo dicen tus dulces señas
Sabes aprovechar la vida
Viviendo como tu la enseñas.

10 comentarios:

Ángel-Isidro dijo...

Bellísimo poema, Mª Teresa Alejandra
dedicado a la rosa, musa muy presente
y compalcida, como el cuento de la
Pastocita, a "Galicia maravilla"
¡Gracias por tus maravillosas letras!
Un abrazo
Ángel-Isidro.

http://elblogdeunpoeta.blogspot.com

andré de ártabro dijo...

Hermoso poema ,¡muy hermoso poema!
no sé, si me gustaría ser como tú o ser como la rosa....así sabiendo aprovechar la vida "como tú la enseñas"
Besos.

Pedro Luis López Pérez dijo...

Una maravilla de Poesía llena de Fragancia y sin ninguna espina.
Un abrazo.

Conversaciones de todo dijo...

Todos tenemos sitimientos y hermosura.

Carmen dijo...

La rosa da para mucho María Jesus, y tú la has bordado, precioso poema en homenaje a la rosa.Un beso y feliz domingo.

Marina-Emer dijo...

…yo quiero decirte que escribo poesía porque tú
Me inspiras, escribo como el viento que roza nuestras
Vidas, escribo como tú; cuando tú, me visitas.
Hoy tengo una razón…felicitarte el día. Feliz domingo.
Con besos de esta amiga.
Marina

concha gonzalez dijo...

Es una preciosidad el poema, gracias por compartir tan bellas palabras.

Concha
http://birlocha.blogspot.com.es/

Chela dijo...

¡Eres una incansable y sensible poeta!
un fuerte abrazo.

Alma Mateos Taborda dijo...

Un poema muy bello, tan terso como los pétalos de una rosa. Tienes un premio en mi blog. ¡Felicitaciones! y un abrazo.

La Gata Coqueta dijo...



Te envío en alas de las nubes la brisa y la esencia de esta mañana, que nos envuelve en sus hojas con surcos de melodías, para endulzar las razones del pensamiento.

Un abrazo breve pero sentido
para iniciar la semana
con afectos presenciados.

Atte.
María Del Carmen