24 jul. 2013

Pena en el Alma... y Renacimiento...




Pena en el Alma... y Renacimiento...

A veces... cuando peor estamos es cuando nos damos cuenta realmente de la verdad que hay dentro de nosotros mismos. Incluso nos podemos llegar a asustar de nosotros, porque vemos que no se cumplen las expectativas, que teníamos puestas en nuestra vida. Por poner un ejemplo... cuando hemos perdido cosas materiales por cualquier circunstancia y ya no tenemos el poder adquisitivo de antes, ello en lugar de hundirnos debiera hacernos reflexionar, y ver la Vida desde otra perspectiva. Al darnos cuenta de ésto, incluso podemos sentir vergüenza de nosotros mismos, y no, no, no, simplemente que tenemos que pasar de un estado a otro, y cuando comprendamos que eso se alcanza poquito a poquito, nos conformaremos, y no nos sentiremos ya tan mal. O bien cuando hemos tenido cualquier perdida de cualquier otra índole.

Todo ello puede producir un trastorno dentro de nosotros, pero hemos de tener la suficiente Valentía de afrontarlo y sino somos capaces por nosotros mismos... hemos de saber pedir ayuda de cualquier tipo. Aquí juegan un papel muy importante los expertos médicos, y así mismo aquellas personas que consideramos Amigos de verdad. Claro que lo principal es ponernos en manos de expertos que nos puedan ayudar, pero también es cierto que no hay como la Amistad desinteresada, que todo lo da sin pedir nada a cambio. Los Amigos no solamente están en los buenos momentos sino también en los malos, no debemos huir en esos momentos de todo, y encerrarnos en nosotros mismos, puedo hablar así porque he pasado por ello una y mil veces... pudiendo decir con toda honestidad, que he salido no solamente a flote sino que he salido completamente Renacida, y eso que en aquellos momentos no contaba con las amistades de hoy en día, precisamente, porque me había encerrado en mí misma... y porque la Vida hizo que las buenas amistades que en estos casos pueden contarse con los dedos de una mano y no llegan... estaban a mucha distancia de mí y por problemas económicos no me podían ayudar escuchándome de tú a tú...

Para aceptar todo ello... hemos de instalarnos en el umbral de la humildad, y desechar todo aquello que tenga que ver con nuestro orgullo. Si se necesita una mano Amiga pero Amiga de Verdad pídela, en lugar de encerrarnos en nosotros. Eso no conduce nada más que a la pena del Alma...

La verdad que todo ello es una constante en mi Vida... pero día que pasa me voy haciendo más fuerte, y eso que me considero... dada mi sensibilidad extrema una persona muy vulnerable y frágil... Por lo tanto procuro deshacerme de aquellas personas, que sin comerlo ni beberlo, me han herido en lo más profundo de mi Sentir, se necesita amarnos mucho a nosotros mismos para darnos cuenta que es el mejor proceder para con nuestra persona...


3 comentarios:

Ligia dijo...

Lo mejor que haces, Maite, alejarte de lo que te hace daño y rodearte de los que están por ti en un sentido o en otro. Abrazos

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Es cierto debemos protegernos de nuestro entorno y renacer como ese Ave Fenix, renovándonos cada vez que sea necesario.
Abrazos y besos.

Giuliana dijo...

El poema del mar es precioso.....tienes razon, nunca es bueno aislarse , aunque se tenga esta tendencia , con un terapeuta te dan las pautas para que superarlo,y cortar relacion con gente que causa enfermedades psicosomaticas....( y por diversas razones) ...., el consejo que la terpauta me dio: practica algun hobbie que te guste exclusivamente a ti , ....conectate con las cosas que te gustan de ti mism@...y si funciona solo que es una labor de meses ...y no hay q descorazonarse, y bueno sentido del humor (aunque mi sentido del humor es un poco negro y burlon...prefiero reirme de mi misma y esperar que pase la marejada...)

Un abrazo grande y buena vibra para ti