27 feb. 2012

Una carta de amor...



Necesito tenerte a mi vera, ya no sirven más excusas, pronto me iré lejos, puede ser a cualquier lugar. No me importa esperar en el camino o en la mar, pero después de esos ocasos, llega la amanecida. Dos cuerpos deben ser uno, para amarse de verdad.

No quiero ser un pájaro herido, aunque si en libertad... Sólo pido esto, porque lo necesito después de un tiempo...

El amor es dar bien lo sé, y nos damos ambos, pero queda camino o mar por recorrer. No apremio, nunca podría ser de otra manera, va contra mi naturaleza, ni siquiera pregunto... Soy sencilla, espontánea y, sensible, eso bien tú lo sabes, pero necesito de ti, no es egoísmo, si, amor.

Dos mentes a la madrugada jugando una con otra, es lo más exquisito que pueda darse, cuando anda el juego del sentimiento, ese sentir, que ha surgido "entre los dos". El azar, casualidad, destino... qué más da... Lo cierto, fue así y, continúa para bien de dos almas enamoradas. Será una pena perder la oportunidad...

"Vaya por delante, que no apremio, sé esperar... sobre todo en Esperanza y Libertad..."

8 comentarios:

La Gata Coqueta dijo...



Las palabras nacen en el jardín de tu alma
como las flores brotan en el vergel de los sueños
de pétalos transparentes besados por la tundra
emanando fragancias que aromatizan mis oídos…

Un abrazo de ruiseñor
y un beso de mariposa
para enarbolar una sonrisa
en el arcoíris de esta mañana…

María del Carmen

jackie dijo...

muy muy buen blog, lo disfrute muchisimo. te dejo el mio. www.50postdeunreinoalien.blogspot.com
muchos besos, nos seguimos

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, Maite:

Las puertas del corazón siempre deben estar abiertas al amor, no hay que dejar pasar las oportunidades.

Abrazos.

Narci dijo...

Bella carta de amor, de ese amor que no ata, que no limita nuestra libertad individual, y que con ello se hace más fuerte aún, precisamente por la falta de condicionamientos.

Besos

La Gata Coqueta dijo...



Un buen fin de semana te deseo con el afecto que hemos granjeado desde que he tenido el gusto de conocerte.

Un beso y una melodía en armonía al día de hoy.

María del Carmen


Boris Estebitan dijo...

Linda carta de amor, saludos.

sedemiuqse dijo...

Cuanto tiempo sin venir...

Esos horizontes, esas dos orillas que distancias los cuerpos.... pero no las almas
besos y amor
je

Campanilla dijo...

Pues eso está requetebien Maite, no perder nunca la esperanza... Paciencia, que por desgracia no se puede comprar, pero sí cultivar. Muchos besos.